Historia de una Fruta Mestiza

El Pomelo Rosado (Citrus paradisi) es la muestra perfecta de las frutas mestizas de la América tropical. La historia de esta fruta que aparece en las islas del Caribe resultante de los viajes al nuevo mundo sigue siendo un misterio, inclusive tres siglos después.

Steadman, Royal Charles

Steadman, Royal Charles

Este fruto redondo, de cáscara amarilla o amarillo oscuro y con una pulpa que va desde el naranja hasta rojo intenso apareció por primera vez después del siglo XVII en las plantaciones de naranja dulce en las islas del Caribe. Se cree que hacia 1693, el capitán Shaddock de la East India Company llevó a Barbados unas semillas de pomelo o pamplemusa (Citrus maxima), una fruta no híbrida originaria del sur y sudeste de Asia. Es posible que en un intento por sembrar pamplemusas en las plantaciones de naranja dulce (Citrus sinensis), sucediera la hibridación que dio nacimiento al pomelo rosado.

No fue hasta 1750 que se publicó por primera vez una descripción científica esta fruta. En el libro “Historia Natural de Barbados”, Griffith Hughes describe e ilustra este cítrico. Lo llamó “El Fruto Prohíbido”, pues se creía que era el fruto del Árbol del Bien y el Mal del jardín del Edén. Solamente hasta 1830 se le diferenció del pomelo (pamplemusa) y se le dio el nombre Citrus paradisi. Su origen y características botánicas se determinaron muchos años después en 1940 cuando se modifico el nombre a Citrus x paradisi, donde la x identifica su origen híbrido.

A partir del siglo XX la fama del pomelo rosado tomó fuerza; sin embargo, sus propiedades terapéuticas y beneficios son conocidos desde hace relativamente poco tiempo. El zumo de la fruta y especialmente su aceite esencial son utilizados para refrescar, revitalizar, limpiar y energizar el cuerpo; a la vez ayuda a reforzar el sistema inmunológico, aumentar las defensas y, tiene propiedades desintoxicantes y depurativas.

LOTO del SUR redescubre el Pomelo Rosado con la colección para el cuidado corporal Citrus Paradisi. Con una fragancia cítrica, fresca y dulce, y enriquecida con aceite esencial de pomelo rosado, es una recarga libre de cafeína para todos los días. Refrescante y revitalizante, ideal para empezar cada día completamente renovado y con actitud positiva.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *